Image for article

Recomendaciones alimentarias en diabetes gestacional

04/12/2018

La diabetes gestacional se define como el aumento de los niveles de glucosa en sangre durante el embarazo.

La diabetes gestacional se define como el aumento de los niveles de glucosa en sangre durante el embarazo. Los niveles de glucosa en sangre deben mantenerse dentro de unos objetivos lo más cercanos posibles a la normalidad para evitar problemas en el recién nacido y en la madre.

Aunque en ocasiones es necesario utilizar insulina para mantener los valores de glucosa en niveles óptimos, el tratamiento de la diabetes gestacional se basa en la realización de ejercicio físico (adaptado a las condiciones del embarazo), control de la glucosa capilar y la alimentación.

La alimentación constituye un aspecto fundamental en la diabetes gestacional para el desarrollo normal de la gestación.
El plan de alimentación en la diabetes gestacional debe cumplir los siguientes objetivos:
 

  • Ser atractivo, variado, saludable y equilibrado.
     
  • Aportar la energía y los nutrientes necesarios para cubrir los requerimientos nutricionales del feto y de la madre.
     
  • Ayudar a obtener y mantener los valores óptimos de control glucémico evitando los valores altos de glucosa capilar (tanto después de las comidas como de forma aislada) y la aparición de cetonas.
     
  • Contribuir a alcanzar y mantener el peso adecuado para cada momento de la gestación.


Las recomendaciones nutricionales en la diabetes gestacional deben incluir un plan de alimentación adaptado a las necesidades de la madre y el feto, por lo que es importante que seguir las recomendaciones del equipo de profesionales sanitarios.
 
Consejos útiles para cuidar tu alimentación si te han diagnosticado Diabetes Gestacional:
 

  •  Realiza 5 comidas distribuidas a lo largo del día (por la noche no es conveniente estar más de 8-9 horas sin comer nada).
     
  • Restringe (no elimines) los hidratos de carbono en el desayuno.
     
  • Durante el embarazo es importante el aporte de Calcio. Toma 4 raciones de lácteos al día (mejor desnatados).
     
  • Limita el consumo de carnes grasas, vísceras y algunos derivados cárnicos (salchichas, hamburguesas...). Con respecto a los embutidos, toma sólo los más magros (jamón cocido, pechuga de pavo y pollo).
     
  • Restringe alimentos que contengan azúcares refinados (dulces, bollería...).
     
  • Durante el embarazo se ven aumentadas las necesidades de hierro, por lo tanto se recomienda tomar carne de ternera magra y legumbres 2 veces a la semana. Para favorecer la absorción de este mineral puedes tomar de postre un cítrico (naranja, mandarina...).
     
  • Incluye 2 raciones de verdura a día por su aporte de ácido fólico.
     
  • Consume entre 2-3 piezas de fruta al día, si es posible con piel. Al menos una pieza de fruta al día debe ser un cítrico.
     
  • Aumenta la ingesta de cereales integrales por su contenido en fibra.
     
  • Cocina a la plancha, al vapor, al horno, cocido...evitando los fritos, rebozados, guisos, sofritos...y grasas animales (mantequillas, natas...).
     
  • En resumen, disfruta del embarazo y mantén una dieta saludable, equilibrada y variada siempre teniendo en cuenta las recomendaciones de tu equipo de profesionales sanitarios.

 


Marcos Pazos
Enfermero Unidad de Nuevas Tecnologías aplicadas a la Diabetes
Servicio de Endocrinologia y Nutrición
Complexo Hospitalario Universitario de Santiago de Compostela

American Diabetes Association. Nutrition recommendations and interventions for diabetes: a position statement of the American Diabetes Association. Diabetes Care. 2008; 31 Suppl 1:S61-78.
Sancho MA, Díez M, Armengod L, García C, Faure E. Dietoterapia y monitorización Ambulatoria de la glucosa capilar. Av Diabetol. 2006; 22(2): 126-131.
Grupo Español de Diabetes y Embarazo (GEDE). Asistencia a la gestante con diabetes. Guía de práctica clínica actualizada en 2014. Av Diabetol. 2015; 31(2):45-59.